"Los hombres dejan de entenderse porque el significado de las palabras ya no tiene la misma relación con las cosas, porque los hombres han cambiado los significados a su arbitrio"
Tucídides

jueves, 29 de enero de 2015

Ley de Muerte Digna de Canarias: Los médicos ven innecesario regular las sanciones en la norma


El Parlamento de Canarias aprobó el pasado martes, dia 27, la proposición de la Ley de Derechos y Garantías de la Dignidad de la Persona ante el Proceso Final de su Vida, conocida como Ley de Muerte Digna, cuyo objetivo es garantizar un final de la vida sin sufrimiento en caso de enfermedad terminal y dar la oportunidad de decidir a los pacientes o en su caso a sus familias sobre tratamientos paliativos.
Sin embargo, para el portavoz del Sindicato Médico (Cesm) y vocal del Colegio de Médicos de Santa Cruz de Tenerife, Levy Cabrera, "la ley es más una utopía, puesto que no se puede aplicar".
"Los recursos humanos que actualmente están dedicados a los cuidados paliativos en la provincia de Santa Cruz de Tenerife son muy insuficientes, puesto que solo se hallan en el Hospital Nuestra Señora de Candelaria y más concretamente en el Hospital del Tórax. Los profesionales que tiene este centro solo dan abasto para atender las situaciones que están siendo incluidas en el programa de paliativos necesitan ingreso para estabilizar su situación aguda, y esto suponen solo 10 o 12 camas, por lo que la atención domiciliaria que contempla la ley es imposible que se pueda hacer si no se acompaña de un notable aumento del personal", detalla Cabrera.
Para el portavoz, "en la provincia de Las Palmas y más concretamente los recursos sanitarios de la isla de Gran Canaria triplican a los que hay en esta provincia. Allí tienen más facilidad para desarrollar la ley pero aquí es prácticamente inaplicable".
Hay que recordar que la citada proposición de ley de «derechos y garantías de la dignidad de la persona ante el proceso final de su vida» dividió en su día al Consejo Consultivo. El presidente de dicho órgano, Carlos Millán, se desmarcó del DICTAMEN que la mayoría aprobó el 9 de septiembre y que, con algunos reparos, consideraron viable.
 
Los profesionales aseguran contar con procedimientos internos para saber a qué atenerse.
 
A este respecto, destacamos la siguiente noticia del periódico de Las Palmas de Gran Canaria "La Provincia", firmada por Rubén Acosta, hoy, dia 29 de enero.

"Los médicos no ven necesario que se regulen las infracciones y sanciones en la nueva ley de derechos y garantías de la dignidad de la persona ante el proceso final de su vida porque ya los profesionales cuentan con procedimientos internos para saber a qué atenerse en los cuidados paliativos. El vicepresidente del Colegio de Médicos de Las Palmas, Esteban Pérez, afirma que "no hace falta redundar en el régimen sancionador, los médicos tenemos claro lo que es el derecho a morir dignamente".
El representante de los facultativos considera que antes que la ley hace falta un plan regional de cuidados paliativos, que los profesiones llevan demandando hace varios años a la Comunidad Autónoma. Sin embargo esta planificación no llega y en su lugar se aprueba una ley que insta al Gobierno a elaborarla.
Esteban Pérez, que también preside la comisión deontológica del Colegio de Médicos, explica que los facultativos que se dedican a la medicina paliativa conocen los principios de la bioética: beneficiencia del paciente, autonomía, justicia y equidad. No obstante, el dirigente colegial advierte que la aplicación de este tipo de sanciones, cuestionadas por el Consejo Consultivo, no suele ser usual en la profesión médica.
Por su parte, el jefe del servicio de Cuidados Paliativos del Hospital Doctor Negrín, Manuel Ojeda, cree que la ley de la muerte digna es una "herramienta" en manos de los profesionales para tener garantías suficientes ante los pacientes terminales y sus familiares. Recuerda que las sanciones ya están en las leyes sectoriales y señala que en 25 años no se han producido infracciones de este tipo en el hospital de referencia de Canarias."